1889: desafío gallístico entre Santander y Bilbao

 

En abril se celebra un interesante desafío entre las galleras de Bilbao y Santander, en el que demostraron su sangre y su pureza las jacas respectivas.
El circo, punto de cita de los aficionados al «desangre», estaba de bote en bote; las localidades se cotizaron la víspera con 200 por 100 de recargo y el negocio redondo fue para el empresario de la valla.
Arrojaron al ruedo un giro de Bilbao y un gallino de Santander, apadrinados por un «andalús» de traje corto y un morenito de americana larga.
A los pocos momentos resulta borrado un ojo del claro y aparece la morcilla en el negro. El colorado persigue al andarín, mas queda cegado y pierde la pelea.
Así pasan las demás engarras, pero la suerte la habían cogido por los pelos los santanderinos.No hubo música, ni cohetes, pero, en cambio, corrió el dinero como agua, suponiendo que se cruzaron aquella mañana en el Circo Ecuestre unas 30.000 pesetas.
Los «peleadores» bilbaínos no se conformaron con la pérdida y pidieron revancha que es concedida con la condición de celebrarse en este reñidero y añadía un chusco de los asistentes: y de que no traigan un gallo famoso, iel de Morón!
(El Aviso, 23-IV-1889.)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: