Los antiguos mercados de Santander

En el siglo XIX,  los miércoles o sábados se organizaba mercado en la plaza norte del Mercado de la Esperanza.Gil de CANTABRIA nos lo describe así:

“No se diferencian mucho de las que se verifican en las villas montañesas;
allí están los huevos aldeanos, las patatas de la Reina, los repollos de Cueto
y San Román, las alubias pintas, las gallinas de Torrelavega… y otros
muchos artículos más no excluyendo los ajos, cebollas, verduras, limones,
manzanas, castañas, nueces, avellanas, etc, hasta pucheros y cacharros.”

En este mercado se venden no solo productos de alimentación sino también textiles, y se da la práctica del regateo:
“La aldeana ofrece su mercancía y llama a la señora; la señora “regatea” el
valor de la oferta y finge que se va; la aldeana la vuelve a llamar”

Las aldeanas de los pueblos cercanos a Santander llegaban  en burro a vender la mercancía en los mercados de la ciudad.Además de estas aldeanas encontraremos otro oficio emblemático también desempeñado en su mayor parte por mujeres, las pescaderas.Pero eso será objeto de un post en otra próxima ocasión…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: