SDR EN LA RED

HO

Llega la Navidad…

//www.youtube.com/get_player

… y nada mejor que acercarnos a Asís, ciudad Patrimonio de la humanidad y lugar natal de San Francisco,Il Poverello.

La ciudad de Asís, situada en el corazón de Italia y de la región de Umbría, recibe a 5 millones de peregrinos y de turistas al año, y es un centro de primera magnitud desde el punto de vista religioso (capital del franciscanismo, del diálogo interreligioso y ecuménico); histórico-paisajístico (Monumentos romanos y medievales, santuarios franciscanos, parque natural del Subasio); artístico (frescos de Cimabúe, Giotto, Lorenzetti, Simone Martini); cultural (conciertos, exposiciones, congresos…). Por estos y otros motivos, en el año 2000, la ONU elegió Asís como una de sus sedes oficiales y la UNESCO la ha declarado Patrimonio de la Humanidad. Entre los motivos que han llevado a esta decisión están los siguientes: 1. Las principales obras maestras de artistas como Cimabue, Simone Martini, Pietro Lorenzetti y Giotto, y obras de arquitectura importantes como la Basílica de San Francisco han hecho de Asís un modelo y una referencia fundamental para la historia del arte europea, inspirada en el movimiento renovador, espiritual y religioso de los franciscanos. 2. La difusión del mensaje artístico y espiritual de la orden franciscana ha contribuído de modo significativo al desarrollo del arte y la arquitectura en el mundo. 3. Asís representa un ejemplo único de continuidad de una ciudad santuario en su ambiente natural, a partir de sus orígenes umbro, romano y medieval, hasta nuestros días, representados en el paisaje cultural, en los conjuntos religiosos, en los sistemas de comunicación y en la ocupación tradicional del suelo. 4. La Basílica de San Francisco es el ejemplo destacable de un tipo de conjunto arquitectónico que ha influido de manera significativa en el desarrollo del arte y la arquitectura. 5. Desde la Edad Media, Asís, lugar natal de San Francisco, ha estado asociada estrechamente al culto y a la difusión del movimiento franciscano en el mundo, liberando un mensaje universal de paz y tolerancia, incluso respecto a las otras religiones y creencias.

En 1223 san Francisco de Asís dio origen a los pesebres o nacimientos, en una ermita de Greccio. Pero en un principio, la escena del nacimiento de Cristo era representado por personas reales dentro de un establo con animales, no con figuras de cerámica o barro.
En este primer nacimiento, san Francisco ya incluía al buey y al asno, basándose en la lectura de Isaías: «Conoce el buey a su dueño, y el asno el pesebre de su amo. Israel no conoce, mi pueblo no discierne» (Is. 1,3).

http://www.catholic.net/

A %d blogueros les gusta esto: