Filosofía taurina aplicable a la vida corriente…

Al patio de cuadrillas siempre he llegado rebosante de preocupación, con una expresión que refleja toda una mezcla de sensaciones a las que, igual que toreando, hay que darles el pecho y cargarles la suerte… Mandar en ellas sometiéndolas. Ahí está la torería.

Antonio Chenel, Antoñete.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *